Cuidados Begonia Rex, la planta de los mil colores

Hoy voy a hablar sobre los cuidados de la Begonia Rex, también conocida como la planta de los mil colores.

La semana pasada dediqué el post al Crotón, una planta con infinidad de colores en sus hojas y me he acordado de que la Begonia Rex también es otra variedad impresionante y llena de colorido.

Información Begonia Rex


La Begonia es una planta procedente de zonas tropicales y se caracteriza por la belleza de sus hojas que sencillamente son increíbles. Además, existen diferentes especies con formas y colores muy variados que van desde el crema, negro, burdeos hasta el morado.

Como os imaginaréis, cuanto más increíble sea el color, más difícil será encontrar la especie en invernaderos. En la imagen de abajo, podéis ver una Begonia Rex que estoy buscando desesperadamente y que todavía no he encontrado en ningún centro de jardinería.

Tipos de Begonia Rex

Lo que más me gusta de esta Begonia es la infinidad de combinaciones, formas y colores que tienen sus hojas. Cada especie tiene un colorido y textura diferente lo que la convierte en una planta de una riqueza ornamental impresionante.

He pensado que sería interesante compartir contigo los tipos de Begonia Rex más populares. Así podrás ver que aunque pertenezcan a la misma variedad, las especies son bien distintas entre sí.

Begonia Rex Carolina Moon

Begonia Rex Escargot

Begonia Rex Sea Serpent

Begonia Rex Pink Gin

Existen más tipos de Begonia Rex, pero estos son algunos de los más buscados. Salta a la vista como dentro de una misma variedad, en función de la especie, las hojas pueden ser en espiral, con forma de gota o con bordes irregulares. Por no hablar del colorido que es completamente distinto en cada una de ellas.

Sin dudas, la Begonia Rex es la reina de las plantas de interio. Da igual que especie tengas, lo mejor es iniciarte con una (la que tengas más a mano) y según vayas descubriendo sus secretos, ir aumentando la colección (esta es mi situación actual).

Aunque las especies son diferentes en cuanto a forma y color, los cuidados que requieren son los mismos. Por lo que los tips que explicaré en este post te vendrán de perlas, tengas la especie que tengas.

Ficha rápida cuidados Begonia Rex


¿Qué te ha parecido la Begonia Rex? ¿Te animas a cuidar de una? ¡No te dejes intimidar por su imponente porte! Porque cuidarla es sencillo. Sólo tienes que prestar atención a:

Iluminación: alta iluminación sin sol directo
Temperatura: en torno a los 20 grados
Riego: abundante
Humedad ambiental: alta
Abono: de primavera a otoño

Cuidados Begonia Rex


Si esta planta te ha robado el corazón no te culpo, conmigo ha hecho lo mismo. Ahora mi objetivo es darte todas las claves para que cuides de tu Begonia Rex y no te rompa el corazón marchitándose.

Iluminación

La Begonia Rex necesita mucha luz indirecta para mantener la espectacularidad de sus hojas. De no recibir la iluminación que necesita, lo notarás en seguida porque sus hojas se volverán más apagadas y débiles.

Es importante que la coloques en un sitio donde reciba iluminación… ¡No sol directo! Los rayos del sol podrían quemar las hojas y terminar por estropear la planta.

Por este motivo, lo mejor es que coloques tu Begonia cerca de una ventana que tenga la luz filtrada con un store o cortina. Ten en cuenta también que durante el invierno el sol tiene menos fuerza. Sin embargo en verano es posible que 30 minutos basten para proporcionar una quemadura en las hojas. Mi consejo es que la cambies de ubicación dependiendo de la estación del año y la intensidad del sol.

Temperatura

Podríamos decir que esta planta es más bien de temperaturas frescas. En un abanico de entorno a los 20 grados se desarrollará en perfectas condiciones.

Lo que lleva un poco peor es el calor excesivo que puede llegar a abarquillar sus hojas si no le proporcionamos la humedad e hidratación que necesita (que es mucha).

Tampoco tolera el frío excesivo y es conveniente evitar someterla a temperaturas por debajo de los 15 grados porque podríamos detener por completo el crecimiento de la planta e incluso acabar perdiéndola.

Riego

Ahora viene “donde la matan”. De los cuidados de la Begonia Rex, diría que este es al que más atención tenemos que prestar.

La Begonia necesita riegos abundantes y siempre debe tener la tierra o sustrato húmedo. Cuidado aquí que húmedo no significa encharcado.

Esta planta tiene raíces finas y delicadas y un exceso de agua (y más en invierno) podría causar aparición de hongos o pudrición de raíces por lo que es fundamental regar sin encharcar.

¿Y cómo se hace esto? Pues regando en abundancia y de forma espaciada.

Cuando riegues tu Begonia Rex hazlo hasta que salga una buena cantidad de agua por el agujero de drenaje. En ningún caso dejes agua en el fondo de la maceta y no vuelvas a regar hasta que la tierra empiece a secarse.

Además, te recomiendo utilizar macetas con buen drenaje (fundamental). Y si las vas a cambiar de maceta o a transplantar, te aconsejo que compres perlita (la venden en cualquier centro de jardinería) y la mezcles con la tierra o sustrato que vayas a utilizar.

Con esta mezcla de sustrato más perlita conseguiremos que la tierra drene mejor el agua y que las raíces estén más aireadas.

Humedad ambiental

Este cuidado es imprescindible. La Begonia Rex necesita una alta humedad ambiental ya que transpira mucho por las hojas. Es esencial proporcionarle humedad para mantener la planta hidratada.

De lo contrario, lo que sucederá es que las hojas se volverán lacias, se abarquillarán y se doblarán hacia abajo.

Si en tu ciudad (como en la mía) tienes un clima seco, no te preocupes porque eso no significa que no puedas cuidar de una Begonia Rex. Claro que puedes, lo que pasa es que tendrás que proporcionarle la humedad ambiental de forma manual.

¿Cómo? Pues tienes dos opciones: o bien le pulverizas las hojas con agua todos los días o la colocas cerca de un humidificador que le genere humedad.

Abono

Esta planta necesita abono porque “come” muchos nutrientes de la tierra. Es por esto que tendremos que recargar el sustrato de “vitaminas” utilizando abonos o fertilizantes líquidos.

Puedes utilizar cualquiera de estos dos aunque ya sabes que mis favoritos son los abonos que se clavan en la tierra (tipo clavo o barrita) porque son menos agresivos y la planta los absorbe de un modo más natural.

Las épocas para abonar la Begonia Rex son desde primavera hasta otoño. La frecuencia de abonado la encontrarás indicada en el envase del producto.

¡Último consejo! Si te decantas por fertilizante líquido, recuerda utilizar siempre menos cantidad de la que indica el fabricante.

No Comments

Post A Comment